Cómo reparar un disco duro muerto para recuperar datos
27 diciembre, 2022
Cómo arreglar los FPS bajos del juego en Windows
27 diciembre, 2022

8 herramientas para aumentar el rendimiento del disco duro en Windows

Windows tiene fama de ralentizar el ordenador con el tiempo. Es cierto que Windows 10 es mucho mejor que sus predecesores, pero el problema persiste.

Por suerte, se puede acelerar un disco duro utilizando aplicaciones de optimización de HDD; hay unas cuantas herramientas diferentes disponibles. En este artículo, vamos a ver qué utilidades pueden mejorar la velocidad y la eficiencia de un disco duro.

1. Windows Optimiza Unidades

Empecemos mencionando una herramienta nativa de Windows: OptimizeDrives. Puede analizar tu sistema en busca de problemas de desfragmentación y, a continuación, solucionar cualquier problema que encuentre.

A menos que hayas manipulado la configuración, debería estar ejecutándose de forma automática. Para comprobarlo, ve a Inicio > Herramientas administrativas de Windows > Desfragmentar y optimizar unidades.

Selecciona la unidad que quieras reparar y haz clic en Analizar u Optimizar, según la función que quieras llevar a cabo. Para asegurarte de que la programación es correcta, haz clic en Cambiar configuración y marca la casilla junto a Ejecutar según programación.

Realizar la desfragmentación del disco es menos crítico en los SSD que en los HDD, pero Microsoft sigue recomendando ejecutar la herramienta una vez al mes. De hecho, no deberías desfragmentar tu SSD, ya que sólo aumenta el desgaste y el SSD tiene herramientas integradas para la gestión de archivos.

2. Disk SpeedUp

Disk SpeedUp es una herramienta de terceros que puede aumentar la velocidad de un disco duro. Analizará, desfragmentará y optimizará cualquier unidad que esté conectada a tu máquina.

Tiene algunas características más que la herramienta nativa de Windows. Por ejemplo, Disk SpeedUp puede apagar automáticamente el ordenador una vez finalizado el proceso de desfragmentación. Podrías encenderlo antes de irte a la cama y volver a un ordenador fresco por la mañana.

Disk SpeedUp también tiene mejores efectos visuales que la herramienta de Windows. El mapa de desfragmentación es más intuitivo y hay más gráficos y datos en los que profundizar.

Anecdóticamente, muchos usuarios han afirmado que Disk SpeedUp es más rápido que la herramienta de Windows. Naturalmente, su kilometraje puede variar.

Descargar: Disk SpeedUp (Gratis)

3. Administrador de dispositivos de Windows

Si quieres aumentar la velocidad de lectura/escritura de un disco, otra herramienta de Windows que merece la pena utilizar es el Administrador de dispositivos. Puedes utilizarlo para asegurarte de que el caché de escritura está activado.

La caché de escritura permite al ordenador almacenar datos en una caché antes de escribirlos en el disco duro. Como un ordenador puede escribir datos en una caché mucho más rápido que en un disco duro, el rendimiento general de lectura/escritura del disco duro mejora.

Recuerde, sin embargo, que los datos en la caché son sólo temporales. Si su ordenador sufre una pérdida repentina de energía y los datos de la caché no se han transferido al disco duro, los perderá.

Para activar la caché de escritura en Windows, sigue estos pasos:

Haga clic con el botón derecho del ratón en el menú Inicio y seleccione Administrador de dispositivos. Despliega el menú Unidades de disco . Haz clic con el botón derecho en la unidad que quieras cambiar. Haga clic en Propiedades. Selecciona la pestaña Políticas en la parte superior de la nueva ventana. Marque la casilla de verificación situada junto a Habilitar caché de escritura en el dispositivo.

4. IOBit Advanced SystemCare

Un aspecto importante de darle un empujón a tu disco duro es asegurarte de que tu sistema se mantiene “limpio”. Eso significa que tienes que estar al tanto de los archivos temporales y duplicados, asegurarte de que la RAM y el uso de la CPU están optimizados y mantener el registro lo más ordenado posible.

Una herramienta que puede realizar todas esas tareas de optimización del disco duro es IOBit Advanced SystemCare. Existe una versión gratuita y otra de pago. La versión gratuita incluye todas las funciones que acabamos de mencionar. La versión de pago de 20 dólares añade una limpieza más profunda del registro, monitorización en tiempo real, optimización del navegador y optimización del arranque del sistema.

Descárgalo: IOBit Advanced SystemCare (gratuito, existe versión de pago)

5. Razer Cortex

Si te preguntas cómo acelerar aún más el disco duro, echa un vistazo a Razer Cortex. Esta herramienta está diseñada específicamente para jugadores de PC que quieren exprimir hasta la última gota de jugo de sus sistemas. Puede ayudarte a conseguir más fotogramas por segundo y a reducir los tiempos de carga de los juegos.

El optimizador de disco duro se divide en dos partes: SystemBooster y Game Booster. Se combinan para dar un impulso HDD a todos los usuarios.

La parte del sistema de la herramienta limpiará los archivos basura, el historial del navegador y la caché del sistema. La parte de juegos desfragmentará los archivos de los juegos (siempre que estén en un disco duro y no en un SSD), optimizará la configuración del sistema para los juegos y desactivará los procesos en segundo plano que puedan afectar al rendimiento de un juego.

Descargar: Razer Cortex (Gratis)

6. Gestión de discos de Windows

La última utilidad nativa de Windows que puede mejorar la velocidad y eficiencia de un disco duro es la Administración de discos. Con ella puedes reparticionar tus discos.

Utilizar un mayor número de particiones es una de las formas más olvidadas de acelerar un disco duro. En términos generales, cuantas más particiones utilice, más organizados estarán sus datos. Como resultado, el cabezal de un disco duro no necesita moverse tanto para acceder a los datos y, por tanto, se reducen los tiempos de lectura.

Para reparticionar un disco duro mediante la Gestión de discos, siga los pasos que se indican a continuación:

Haga clic con el botón derecho del ratón en el menú Inicio. Seleccione Administración de discos para abrir la herramienta. Haga clic con el botón derecho en una unidad y seleccione Reducir volumen. Haz clic con el botón derecho del ratón en el espacio liberado y selecciona Nuevo Volumen Simple. Elija el tamaño del nuevo volumen. Selecciona la letra de la unidad para el nuevo volumen. Elige un sistema de archivos para el nuevo volumen. Haz clic en Finalizar.

El nuevo volumen aparecerá en el Explorador de Archivos > Este PC.

7. Ashampoo WinOptimizer

La última herramienta que puede mejorar la salud de tu disco duro es Ashampoo WinOptimizer. Esta herramienta se autodenomina “un ejército suizo para tu PC”. Es una descripción justa.

En términos de mejora de la salud del disco duro, puede programar tareas de mantenimiento y optimización, escanear en busca de archivos basura, arreglar entradas de registro rotas y limpiar las cookies del navegador. La herramienta ofrece tanto un arreglo con un solo clic como correcciones controladas por el usuario.

Además, puedes añadir módulos adicionales a la aplicación. Hay 38 entre los que elegir, que cubren tareas como la gestión de servicios, el ajuste del arranque, la gestión de procesos, el ajuste de la privacidad y mucho más.

Descárgatela: Ashampoo WinOptimizer (Gratis, disponible versión de pago)

8. BleachBit

Un limpiador de disco gratuito y de código abierto que, como su nombre indica, te ayuda a limpiar tu disco para una experiencia de usuario más rápida y ligera.

Además de eliminar el bloatware innecesario de tu ordenador, BleachBit también incluye algunas funciones adicionales. Limpiar la caché web, las cookies HTTP, el historial de URL, eliminar el espacio usado, etc., son sólo algunas de las funciones que ofrece la aplicación. Por ejemplo, si quieres eliminar todos los archivos antiguos de tu Windows, selecciona la casilla Escaneo profundo y haz clic en Eliminar.

Descárgala: BleachBit (Gratis)

Más trucos para acelerar el disco duro
Las ocho herramientas que hemos explicado en este artículo te ayudarán mucho a acelerar tu disco duro. Pueden mejorar tanto los SSD como los HDD. Aunque éstas son sólo algunas de las herramientas sencillas que te ayudarán a acelerar tu disco, también puedes emplear una serie de métodos manuales.